¿Deberían invertir los sindicatos en aplicaciones para Facebook?

Las aplicaciones de Facebook  están creciendo a una velocidad
asombrosa. Aunque la mayoría de aplicaciones se utilizan para 
juegos o concursos, un gran número de organizaciones sin ánimos de lucro han desarrollado aplicaciones a medida en  Facebook.

La función de estas aplicaciones es variable, desde ser un servicio
de noticias a permitir a los usuarios a poner "tarjetas" o señales en su página del perfil, que enlazan con el sitio web de la organización. Debo
señalar que estoy distinguiendo entre  aplicaciones de Facebook y páginas, grupos o perfiles de Facebook. Las aplicaciones
de Facebook requieren tiempo y dinero para desarrollarlas, mientras que las páginas o perfiles
de Facebook son libres. Sus posibilidades son
generalmente diferentes (y seguramente voy a escribir acerca de
sus usos más adelante).

Sólo tengo conocimiento de un par de sindicatos que tengan una
aplicación dedicada en Facebook – como la aplicación del Sindicato de
Trabajadores Australianos (AWU)
que aparece en la imagen superior. Esta aplicación parece ser
similar a la de Derechos en el Trabajo (Rights at Work, campaña australiana) y  simplemente pone
una "placa" o un "pin" en el perfil de una persona en Facebook.

Una aplicación que muchos sindicatos usan, incluyendo el NTEU,
es la aplicación Causes (Causas). Esta aplicación también es utilizada por
muchos dentro de las organizaciones sin ánimo de lucro. Permite a los
usuarios  apoyar una causa (como acabar con el uso de minas
terrestres, o la campaña Nuestras Universidades Importan), y también realizar donaciones.

Lamentablemente, aunque millones de personas utilizan la
aplicación causas, ha fracasado en gran medida como un medio para
recaudar fondos para las organizaciones no lucrativas
. También hay cada vez más pruebas, al menos
para estas organizaciones
, que las aplicaciones específicas de Facebook no tienen acceso o uso masivo.

Creo que este es probablemente el caso las aplicaciones
específicas de los sindicatos. La aplicación de AWU, por ejemplo, tiene menos de 20
usuarios regulares
. Del mismo modo, la aplicación de Derechos en el Trabajo (Rights at Work)   sólo la utilizan 35 personas.

Muchos sindicatos, como el sindicato en el que trabajo, el NTEU, tendrán
cientos o incluso miles de afiliados que utilizan Facebook.
Definitivamente, es una plataforma útil de comunicación (aunque creo
que su potencial de organización es muy limitado).

Por lo tanto, ¿deben los sindicatos invertir en aplicaciones de
Facebook? ¿Conoces cualquier otro sindicato que tenga
aplicaciones en Facebook y que regularmente tengan cientos o incluso
miles de usuarios?

Traducido de Creative Unions

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *